f
Lorem ipsum dolor sit amet, urna montes lobortis parturient.
MAEL
Image Alt
Fundación Costa Recicla

¿Qué es un punto limpio?

¿Sabes qué es un punto limpio?

Un Punto Limpio es un recinto cerrado y vigilado que consta de una serie de contenedores de
diferentes dimensiones y características, dependiendo del residuo a depositar. Para que este centro
funcione correctamente es necesario que los usuarios aporten los residuos previamente, limpios,
separados y seleccionados y que los depositen en los contenedores adecuados.

 

¿Qué se puede tirar en un punto limpio de residuos domésticos y qué no?

Cada punto limpio es diferente, sin embargo, en líneas generales, se puede decir que un punto
limpio aceptará los siguientes tipos de desechos.
1. Plástico (PET1 y HDPE2)
2. Cartón
3. Papel
4. Latas
5. Latón
6. Vidrio
7. Tetrapak

Como se puede ver, en un punto limpio vamos a poder tirar prácticamente cualquier objeto del que
queramos deshacerlos en nuestro día a día. No obstante, sí que existen una serie de materiales que
no podremos llevar ya que, por su naturaleza, necesitan ser tratados de una forma especial para
garantizar las condiciones de seguridad necesarias o, sencillamente, no están correctamente
separados.

 

Residuos que no acepta un punto limpio:

1. Residuos sin separar
2. Residuos sucios y mojados
3. Residuos orgánicos
4. Neumáticos
5. Residuos de naturaleza radioactiva
6. Residuos médicos potencialmente infecciosos
7. Residuos tóxicos

 

¿Qué pasa con los residuos que se depositan adecuadamente en un punto limpio?

Hay que tener en cuenta que el punto limpio es un lugar intermedio entre el ciudadano y la
transformación final del residuo. Esto significa que en el punto limpio no se va a transformar ningún
residuo. Los puntos limpios son lugares donde se recogen y catalogan los diversos tipos de residuos
con el objetivo de facilitar su reciclaje. Esto se llevará a cabo mediante empresas privadas
contratadas por el administrador del punto limpio en cuestión, que se ocuparán de recoger los
residuos y transportarlos hasta su destino final correspondiente según sea el caso y la naturaleza
del residuo.

De esta forma, se mejora la eficiencia en los servicios de recogida y gestión de residuos. Al fin y al
cabo, el punto limpio es un lugar pensado para que el ciudadano de a pie tenga a su disposición de manera fácil y cómoda una manera para deshacerse de todos los residuos que genera y que no
entrarían dentro de lo que podríamos considerar “basura diaria”.

Se trata, por tanto, de una instalación pensada precisamente para facilitar el reciclaje y gestión de
residuos que, sin necesitar ser tratados de forma excepcional, sí que es cierto que no pueden ser
tirados al cubo de la basura como la mayor parte de la basura que se produce en un ambiente
doméstico.

 

Además, podemos decir que un Punto Limpio:
No es un vertedero: Solo admite residuos que pueden ser recogidos en los contenedores
existentes.
No es un almacén de residuos: Los residuos son trasladados a otros lugares donde son tratados
o reciclados.
No genera olores: Ya que no pueden depositarse residuos orgánicos.
No es tóxico ni peligroso: Porque los residuos se depositan en lugares adecuados.

 

En definitiva, un Punto Limpio es un lugar para que nosotros los ciudadanos, nos impliquemos y
participemos en la mejora y conservación de nuestro medio ambiente, reciclando y separando los
residuos que generamos.

 

En la actualidad existen 10 puntos limpios dentro de edificios y barriadas de la comunidad, que han
recibido nuestro apoyo para la creación, difusión, educación y logística de los mismos. Nos
encontramos activamente acercándonos a cada uno de sus hogares para ofrecerles nuestro
asesoramiento de manera totalmente voluntaria y gratuita, para que cada día sean más los que
hacen de su comunidad un lugar de primer mundo.

¡Esperamos contar con tu apoyo para hacer esto realidad!

christie
Author: christie